fcbk
Conéctate con TwitterConéctate con Facebook
9

La importancia de construir la visión de futuro

2106Puntos

hace 5 meses

¿Quién no quiere ser parte de la ciencia ficción?

Daniel Granatta quería como fuera ser parte del El Retorno del Jedi, la película que hace parte de la saga de Star Wars. Comienza su charla de PlatziConf haciendo un recorrido por su acercamiento a la ciencia ficción. Las Aventuras de Tintín:Objetivo: La Luna y Aterrizaje en la Luna. Después pasó al cine con una película llamada La Furia de Logan: una sociedad utópica… en la que tienes que morir a los 30: eso es aterrador.

"La ciencia ficción es necesaria porque nos proyecta a lugares a los que queremos llegar."

platziconf daniel granatta.jpg

Después de pasar por Volver a Futuro, entramos a hablar de Minority Report de 2012 y que nos mostró algo que ya está pasando: sí, a Tom Cruise lo persiguen para mostrarle publicidad avanzada. A nosotros también cuando nos pasa cuando entramos a un sitio web y queremos ver algo, después eso que queríamos comprar nos persigue en todos los otro sitios a los que entramos.

Pero si vamos a hablar del futuro, es el momento de Black Mirror, que si ves 6 o 7 episodios en fila puedes terminar muy asustado. No es asunto de solo generar miedo: esta serie es una advertencia de lo que puede pasar en el futuro si no tenemos cuidado. Además es una alusión de un futuro híperconectado. Pero todas estas series son de lugares diferentes a Latinoamérica.

“¿Cómo es la distopía en los lugares a dónde no ha llegado la tecnología?”

O no funciona adecuadamente. Primero, una distopía es lo contrario a la utopía, el lugar imperfecto: el pánico cuando Waze no funciona. ¿Porqué no estamos hablando de esto? Porque en Latinoamérica hemos renunciado a la ciencia ficción. Esto nos lleva a que no estamos cultivando imágenes del futuro para nosotros y estamos tomando imágenes externas.

El futuro es apasionante. No solo porque nos intriga, es el lugar en el que van a vivir nuestros hijos. Como el ejemplo que puso Granatta: nuestros hijos o sobrinos pueden vender galletas por Internet y cobrar por Bitcoin. Son ellos que pueden crear los próximos algoritmos. Pero además son ellos nuestro público: lo que creamos ahora puede tomar algunos años en volverse popular.

platziconf daniel granatta2.jpg

“¿Qué aprendí de mi hija Ana Lucía?” O lo que todos podemos aprender de los niños

  • Para los niños la tecnología es un divertimento más, parte del entretenimiento, nada del otro mundo.
  • Los niños usan nuestras cuentas, por ello, tienen muchas interacciones publicitarias en línea, aunque no sepan qué es la publicidad.
  • No puedes delegar la educación al iPad. No es solo por todos los avisos que hay, es porque tenemos la responsabilidad de presentar todo lo que hay detrás, desde David Bowie a Soda Stereo.
  • La distinción de géneros ya no existe. Adiós al rosa y al azul. “Mi hija es feliz haciendo karate vestida de princesa”.
  • Muchos de nuestros hijos le están entregando ya datos a compañías. Cuentas de Netflix con users, ahí ya hay información.
  • Ya muchos de ellos no quieren fotos. ¿Qué pasará con las fotografías? ¿Qué pasará con las selfies?
  • Los juguetes ya no vienen de comerciales de televisión, vienen de YouTube. De Turquía. Alista tu cuenta de Amazon. Y todo viene de YouTube, incluido Pokemon Go.
  • La tecnología se está volviendo invisible, pero conversadora: las interacciones consisten en hablar con Siri, o ¡hey Google!.

¿Por qué pasa todo esto? “Yo estuve expuesto a imágenes de ciencia ficción que ya mi hija no tiene”. La charla de Daniel Granatta tuvo un mensaje: debemos crear esas imágenes de futuro, las que podrán ver nuestros hijos. La misión está mucho más arriba de ser el próximo Zuckerberg: tenemos que crear las imágenes que ellos van a ver.

Diana
Diana