1

¿Qué son los embudos de conversión en Google Analytics?

51Puntos

hace 6 años

¿Sabes qué páginas de tu web te hacen perder dinero? Si te interesa saberlo, entonces necesitas un embudo de conversión. Se trata de un gráfico que muestra el camino que los visitantes de nuestra web siguieron para llegar a la meta que definimos para la misma. Es decir, los pasos que configuramos previamente y por los que han ido pasando hasta cumplir nuestro objetivo de conversión: ya sea una venta, el envío de un formulario de contacto, la descarga de un documento, etc. Y gracias a este proceso, podrás conocer en qué momento tus clientes abandonaron el sitio.

¿Cómo crear un embudo de conversión?

Antes de crear un embudo, la primera tarea que tienes que hacer en Google Analytics es definir un objetivo. También conocidos como conversiones, son aquellas acciones que los usuarios pueden realizar en tu sitio y que tienen valor para tu empresa. Por ejemplo, en una tienda online, una venta sería una conversión.

1. Crear un objetivo

Podemos medir en total cuatro tipos de objetivos:

  1. URL de destino: estos objetivos se marcan como logrados cuando un usuario visita una URL concreta dentro del sitio. Por ejemplo, la página tras haber enviado con éxito el formulario de contacto o la que se obtiene después de realizar el pago.
  2. Duración de la visita: con estos queremos que el usuario permanezca en la web un tiempo determinado. Por ejemplo, 2 minutos es un promedio bueno.
  3. Páginas / visita: se establecen estos objetivos cuando queremos que los usuarios naveguen por varias páginas de la web; y nos dirán cuántos lo hacen.
  4. Evento: son aquellas acciones que deben realizar los usuarios. Como reproducir un vídeo, hacer clic en un enlace, etc.

En este artículo, nos centraremos en los objetivos de URL de destino; ya que nuestra meta será que los usuarios lleguen a la página de venta realizada. Aquella que debe aparecer tras haber realizado la compra con éxito. Estos son los pasos a seguir: Paso 1: nos dirigimos a la opción de Administrador Paso 2: accedemos a Objetivos Embudo de Conversión Para añadir un nuevo objetivo, es necesario hacer clic en Objetivos y completar las siguientes casillas:

  • Nombre: para nuestro objetivo. Debe ser sencillo y fácil de asociar con el embudo en cuestión.
  • Tipo de objetivo: para este caso, elegiremos una URL de destino.
  • Información del objetivo: tendremos que tomar en cuenta los siguientes factores.
    • URL del objetivo: no es necesario ingresar el dominio entero, en este caso sería /venta-confirmada.html
    • Tipo de concordancia: exacta
    • Distinción entre mayúsculas y minúsculas: no lo activamos
    • Valor del objetivo: aquí debemos asignarle valor a la compra, el precio del artículo. De esta forma, nos permitirá conocer más adelante los ingresos, valor de cada clic, etc. Normalmente, la fórmula que se utiliza para averiguar el valor es ingresos/visitas.
Embudo de Conversión
  • Y activar la casilla de embudo de conversión.

Crear el embudo de conversión

Una vez activada esta casilla, el siguiente paso será introducir las URL de las páginas correspondientes a los pasos intermedios de compra. Esto depende de cómo está distribuida tu página. Por ejemplo, si mi objetivo es que el usuario llegue a la página de venta realizada, estos serán los pasos para mi proceso de conversión: Carrito (añade el producto a la cesta) – Datos de envío – Forma de Pago – Resumen del pedido (confirmación) – Pagar - Página de venta realizada (página que da las gracias por la compra). Si el primer paso del proceso es obligatorio, tendrás que activar la casilla ¿es obligatorio?. Esto significa que nadie debería poder acceder a uno de los pasos intermedios del proceso de compra sin haber pasado por el primero. Ahora sólo debes hacer clic en crear objetivo, y ¡listo! Embudo de Conversión Para ver el gráfico del embudo de conversión tienes que ir a Conversiones – Objetivos – Gráfico: Embudo de Conversión Y de esta gráfica, podemos deducir lo siguiente: de todos los visitantes, 79 metieron algún producto en el carrito; pero sólo 23 se interesaron por comprarlo. El resto se fue sin llegar al objetivo final. Entre los motivos puede estar que el usuario busque más artículos para amortizar los gastos de envío, que solo esté probando cómo funciona el proceso, que se haya tenido que ir, etc. En los métodos de envío, ninguno se ha ido. Este punto no suele dar problemas porque todo el mundo sabe que tiene que introducir sus datos para que le llegue el producto. En el método de pago, el usuario deberá elegir cómo quiere pagar (transferencia, Paypal, tarjeta) y si nos fijamos tampoco hay fugas. En la pantalla de confirmación, el usuario sólo tiene que confirmar todos los datos y vemos 2 fugas. Estas pudieron ser causadas porque el usuario cambió de opinión en el último momento, o porque en este caso hay un recargo en los pedidos contra reembolso y no está dispuesto a pagarlo. En el último paso, se refleja el número de clientes que finalmente lo han comprado, un total de 21. Es un promedio bueno, pero siempre hay que seguir mejorando. Mi último consejo es que analices de forma detallada y correcta el gráfico, detectando los errores, e introduciendo mejoras para que, de esta forma, podamos evitar pérdidas en nuestro sitio web.

andres Gananci
andres Gananci
gananci1

51Puntos

hace 6 años

Todas sus entradas
Escribe tu comentario
+ 2
1
5776Puntos

Muy buen articulo gracias por compartir!