Aprende Inglés, Programación, AI y Ciberseguridad.

Antes:$249

Currency
$209
Suscríbete

Termina en:

03d

19h

58m

09s

56

3 lecciones valiosas tras 5 años de trabajar en Platzi

7984Puntos

hace un año

Me gusta pensar que llegué a Platzi sin expectativas. Era un momento en mi vida en el que estaba pasando por muchos cambios y asumí este como uno más. Había terminado una relación de varios años, comencé una maestría y se había acabado el contrato en uno de los dos trabajos que tenía para poder ahorrar y pagarla. Estaba lista para dejarme sorprender.

Hoy, 5 años después, luego de pasar de dirigir profesores a dirigir líderes de la mano del VP de Learning como Staff Manager en uno de los equipos más grandes de Platzi, comparto el ciclo de mi experiencia en una startup llena de cambios, crecimiento, personas talentosas y líderes que construyen el presente de la educación en Latam.

Tú defines los límites de tu crecimiento

Cuando comencé a trabajar en Platzi no pensé que pasaría el periodo de prueba. Creía que iba a tener errores tan graves que un día Nicole Chapaval, mi líder del momento, iba a terminar mi contrato. Al contrario, su feedback era una invitación a pensar dónde quería estar en un año, a ser más ambiciosa, a no temer equivocarme y tomar riesgos. Esa libertad de tomar decisiones y autonomía me impulsó a comenzar a construir una narrativa y una visión del estilo de liderazgo que quería tener.

Cuando llegas a un lugar en el que la única certeza es el cambio, te encuentras ante el dilema de cambiar de opinión o irte. Aquí aprendí que el feedback es un regalo, pero también que puedes decidir tomarlo o dejarlo. Y mejor aún, puedes transformarlo.

Cuando te subes al tren de posibilidades, el único límite es el autoimpuesto. Es el ‘‘eso ya lo intentamos’’, el ‘‘qué tal no funcione’’ o el ‘‘mejor empecemos por algo chiquito’’ (que es diferente a ‘‘enfoquémonos en una cosa y escalemos’’).

Trabajar en una startup es tener la mentalidad del todo o todo, del es ahora o nunca del go big or go home. Y esa presión se convierte en la adrenalina que a algunos les ayuda a dominar el miedo y a otros les hace cuestionar si es realmente lo que buscan en su carrera. Si algo he aprendido de Aníbal Rojas es que podemos elegir qué aprendemos de situaciones laborales desafiantes y hasta qué punto estamos dispuestos a continuar con esa elección.

Tú decides cómo te relacionas con el trabajo

Antes de Platzi, trabajé en el sector público, en una universidad, en una ONG y en medios de comunicación. Como cualquier persona, tuve buenas y malas experiencias, buenos y pésimos jefes. Experiencias que me enseñaron qué buscaba como profesional y qué definitivamente no iba conmigo.

En Platzi aprendí que quien trabaja duro no es el que pasa más horas frente al computador, sino quien define mejor sus objetivos y sabe qué priorizar para conseguirlos. Aprendí que quien trabaja en equipo llega más lejos y quien asume responsabilidad sobre sus tiempos de descanso, se prepara para el largo plazo en vez de quedarse en el reto del momento.

Las startups no son para todo el mundo ni para todas las etapas de la vida. Si se eligen como parte del camino profesional, se debe asumir el crecimiento como un estándar renovable. De modo que la meta que hoy ves como algo difícil de alcanzar es la que mañana ves como algo menor en comparación a la meta actual. Lo que hoy consideras una habilidad, sentido común o parte de tu día, antes lo veías como algo imposible, una ambición irrealista o una forma de ser/actuar ajena a ti. Las startups no son para todo el mundo, pero si las eliges, el crecimiento es constante.

Tú eliges de quiénes te rodeas para aprender

Un día estás hablando de diversidad y al siguiente la vives por ti misma. Un día te encuentras en espacios con personas increíblemente talentosas con las que disfrutas trabajar por el reto de seguirles el ritmo y al siguiente te sientes escuchada, desafiada y valorada. Un día el equipo son 80 personas y, cuando menos te das cuenta entre los 300 hay tantas Camilas que decides cambiar tu usuario de slack por camilaoriginal.

En Platzi rápidamente entiendes que la búsqueda por un equipo diverso en una región en la que diversidad como adjetivo se queda pequeño, es una búsqueda por reflejar a la comunidad de estudiantes. Personas de distintas culturas, idiomas, acentos, orientaciones, motivaciones, experiencias y disciplinas dispuestas a creer y construir la educación que como región necesitamos.

Nunca pares de aprender, decimos. Y es porque la oportunidad de trabajar en Platzi es asumir el aprendizaje como estilo vida. Es convencerse de que lo que haces impacta a personas de maneras que no alcanzas a dimensionar y, ante todo, es entenderte a ti misma como una profesional capaz de sobrepasar sus propias expectativas, como una persona con capacidades inexploradas y como una mujer capaz de aportar valor en espacios abiertos y cerrados. Por eso hoy mi expectativa en Platzi es dejarme sorprender por la incansable necesidad de seguir reinventándome.

¿Qué buscas tú como profesional?

Si te gustaría ser parte del team, Platzi está contratando. Y mejor aún, si lo tuyo es crear experiencias de aprendizaje que transforman vidas sé profesora en Platzi o únete al equipo de Learning.

Camila
Camila
camilabs

7984Puntos

hace un año

Todas sus entradas
Escribe tu comentario
+ 2
2
30747Puntos

El feedback es un regalo tu decides si tomarlo o dejarlo ir.
Lo que hoy consideras una habilidad, sentido común o parte de tu día, antes lo veías como algo imposible

Asume el aprendizaje como estilo vida.

se un profesional capaz de sobrepasar sus propias expectativas.

El trabajo en equipo potencializa los resultados.

2
28847Puntos

Camila. ¡Genial lo que escribes! Quisiera saber ¿por qué te impacto tanto recibir feedback? ¿En tus trabajos anteriores no lo recibías?